Life Within The First Associated With Jerseys
Stephen Strasburg Shines In Mlb Debut: A Visit To Nationals Park
st louis blues jersey
All About Nfl Merchandise Jerseys
Authentic Nfl Jerseys Bring Benefits To Nfl Fans
Why Should Collect Hockey Jerseys
Fan's Tips For Buying Nfl Team Jerseys
minnesota wild jersey wholesale
The Background Of The Atlanta Hawks And Boston Celtics Jerseys
Buy Nfl Jerseys Will Be The Craziest For You To Support Nfl

Mascarillas Caseras

Actualmente muchas personas han decidido tomar los cuidados de su piel orientándose hacia lo más inmediato. Ante lo costoso de las cremas y lociones, y existiendo tantas posibilidades en la naturaleza, se ha inventado una infinidad de mascarillas caseras para los cuidados del cutis, cabello y cuerpo. Te nombraremos a continuación algunas de las más comunes y prácticas para que las realices en la comodidad de tu hogar y disfrutes de sus amplios beneficios.

Mascarillas Caseras
Mascarillas caseras para los cuidados del cutis
La naturaleza nos ofrece muchos elementos que pueden funcionarnos para combatir las bacterias presentes en nuestro cutis, causantes de los problemas de acné y granos. Podemos hacer mascarillas caseras con limones, naranjas, kiwis, tomates, fresas o huevos. También tenemos la opción de hacerlas con avena, miel, yogurt, arcilla, aceite de oliva y leche. Revisemos las propiedades de cada uno de estos componentes.
El limón: esta fruta ayuda al crecimiento del cabello, interviene en la regulación del PH de la cara, proporciona una sensación de frescura y suavidad tanto en el cutis como en el pelo. También previene la caída y resulta muy antiséptico, ya que controla los niveles de sebo debido a su naturaleza cítrica. Como mascarilla, puedes utilizarlo restregando la mitad de un limón sobre tu rostro o utilizando el polvo de la cáscara combinado con yogurt, por ejemplo. Este es ideal para piel y pelo grasoso.
Las naranjas: son frutos que ayudan en múltiples ámbitos de la salud. Estas pueden prevenir los cálculos en los riñones, controlar el colesterol, prevenir la diabetes, reducir la presión arterial y mejorar la digestión. A nivel del cuidado de la piel, son perfectas contra el cáncer y sus antioxidantes combaten los radicales libres, así que previenen el envejecimiento prematuro. Si tienes problemas de acné, puedes hacer una loción astringente natural remojando las conchas de naranja durante unos días en un envase con agua y utilizándolo para limpiarte diariamente en la noche.
El Kiwi: este es un fruto con un alto componente de vitamina C, así que ayuda a mantener la piel firme y joven. Además, funciona como rejuvenecedor y antioxidante. También puede ser utilizado para regenerar las células muertas del cutis. En ocasiones los problemas de la piel están asociados al estreñimiento, así que, si lo consumes, podrás disfrutar de sus beneficios como laxante, con lo que eliminarás toxinas y residuos en tu organismo.

Mascarillas Caseras
Tomates: El tomate tiene altas cantidades de vitaminas A y C, así como minerales como hierro, fósforo, magnesio, zinc y potasio. Este es un astringente natural y lo puedes utilizar en las quemaduras o pieles grasas. Debido a su capacidad de cerrar los poros, es utilizado por personas que sufren de acné.
Las Fresas: estos son unos frutos que tienen propiedades antiinflamatorias, por lo que los puedes colocar en las ojeras para disminuirlas o después de algún accidente. También tienen una cualidad exfoliante que ayuda a eliminar las células muertas que hacen que tu piel se vea opaca y sin vida.
Los huevos: estos son una fuente de proteínas que ayudan a reparar los tejidos, por lo que se utilizan tanto en mascarillas faciales como capilares. La clara ayuda a tonificar el rostro y a iluminarlo, además, eliminará las impurezas acumuladas. Al igual que las fresas, tienen propiedades antiinflamatorias, regulan el PH natural y controlan el exceso de sebo.
Avena: la avena tiene la capacidad de exfoliar e hidratar el rostro de igual forma. Esta es ideal entre las mascarillas caseras para pieles sensibles. También se puede utilizar para los cabellos resecos o como un reemplazo del shampoo en caso de emergencia. Por lo general se utiliza combinada con alguno de los ingredientes de arriba y cruda, para una mayor efectividad.
Miel: la miel es un ingrediente muy versátil que se caracteriza por sus efectos antioxidantes y antibacterianos. Esta puede utilizarse como una de las mascarillas caseras y también como antiséptico para heridas producidas por el acné u otras circunstancias. Además, tiene la capacidad de eliminar microorganismos y evitar la proliferación de bacterias, aclara la piel, ayuda a prevenir puntos negros y es hidratante.
Yogurt: este ayuda a eliminar las células muertas y suaviza las arrugas de la piel. También cierra los poros e hidrata notablemente, otorga brillo y rejuvenece los tejidos. Es importante que sepas que, vas a hacer una de las mascarillas caseras con yogurt, sea el natural, ya que puede generar efectos adversos si lo compras con algún químico añadido.
Leche: se cuenta que Cleopatra, la mujer más bella de Egipto, utilizaba la leche en sus tratamientos de belleza. Y es que esta mejora el cutis y lo aclara, limpia la piel desde el interior, cierra los poros y rejuvenece. También es muy buena si quieres combatir una reacción adversa debido a alguna intoxicación. Además, es altamente hidratante y mejora la elasticidad de los tejidos ampliamente.
Arcilla: las mascarillas caseras con arcilla son muy comunes, debido a que esta tiene unas propiedades exfoliantes envidiables. Por un lado absorbe las toxinas y desinfecta ampliamente la piel desde lo más profundo. También resulta antiinflamatoria, así como estimulante del sistema circulatorio, linfático e inmunológico. Esta es una regeneradora de tejidos, así que sirve para cicatrizar los tejidos que se hayan dañado.
Aceite de Oliva: este aceite tiene minerales esenciales que regeneran las células del pelo y del cutis. Si quieres renovar tu cabello o rostro y devolverle la vitalidad, las mascarillas caseras con aceite de oliva son tu mejor opción. El aceite de oliva funciona enormemente para personas que sometieron a sus cabellos a muchos tintes o secadores y tienen las puntas dañadas.
La combinación de los ingredientes reseñados aquí arriba es libre. Algunas personas deciden utilizar solo uno de los frutos por un tiempo y luego pasarse a otro. Sin embargo, la mayoría de frutos se combinan con avena o yogurt para una mayor consistencia en las mascarillas caseras. La arcilla y el aceite de oliva se utilizan solos la mayor parte del tiempo, pero no es algo obligatorio. Tu creatividad, necesidades y el conocimiento de las propiedades de cada elemento te llevarán a la creación de la mejor mascarilla para ti.
Mascarillas especiales con carbón y aspirinas
Existen dos mascarillas caseras que puedes hacer con carbón y aspirinas. En el primer caso comprarás unas cápsulas de carbón que venden en las farmacias o tiendas naturistas y machacarás una o dos cápsulas para colocarlas en agua. Esto removerá las impurezas ampliamente y se servirá para erradicar puntos negros.
Existe una receta de mascarilla de carbón con pega escolar “no tóxica” que hace las veces de las mascarillas especiales que venden las marcas reconocidas. Estas se pegan a nuestro rostro y procedemos a arrancar delicadamente. Al retirar la capa estamos acabando con los puntos negros y las impurezas instantáneamente. Sin embargo, es necesario tomar precauciones con respecto a este tipo de sugerencias, ya que la pega escolar no está hecha para el cutis. Es preferible irse por lo más natural; carbón y agua.
Por último, la aspirina, debido a su componente de AAS, tiene una capacidad astringente y purificadora inigualable. Con entre dos y cinco cápsulas podrás hacer una mascarilla que dejarás en tu cutis alrededor de 15 minutos. Luego removerás con una toalla y agua caliente para abrir los poros y darle brillo y vitalidad a tu rostro de forma económica.

Comentar

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *